miércoles, 27 de abril de 2011

LICENCIA PARA USO DE TIPOGRAFÍA

Somos muchos los que alguna vez nos preguntamos si hacemos correr un riesgo legal a nuestro cliente por el uso de alguna fuente. Claro todo creador de fuentes tipográficas debió enfrentar un largo trabajo para lograr su mapa de caracteres y es justo que la ley lo proteja.

Resulta que las fuentes tipográficas están protegidas legalmente por las reglas del software.

Los aspectos jurídicos y éticos con frecuencia son desconocidos, y los usuarios no contamos con las licencias de las fuentes que utilizamos.


El uso legal de las fuentes tipográficas muestra respeto por los colegas que diseñan caracteres y los motiva a crear diseños innovadores, nuevas ideas y mejoras.

La gente de bauertypes proveedores españoles de fuentes nos aclaran lagunas cosas en su site:
¿Qué son las fuentes?
Una fuente digital es una descripción de un estilo de letra. El software de fuentes es necesario para reproducirlas en una plataforma concreta. En resumen, Tipografía es software.

¿Cuándo es necesaria la compra de una licencia de fuentes?
En todo software se precisa de una licencia de uso. Generalmente la licencia mínima da derecho a su utilización en 5 ordenadores y en una única ubicación geográfica.
Si el número de ordenadores es superior, es necesario adquirir una licencia ampliada:
- Multilicencia que cubra el número de ordenadores donde se va a instalar la tipografía.
- Multiemplazamiento si existe más de una ubicación geográfica, es necesario adquirir dicha licencia, que cubra el número de ubicaciones que tiene la empresa.

El usuario
Con la compra de fuentes tipográficas NO se adquiere la propiedad de las fuentes, sino el derecho de uso. Las condiciones de uso se especifican en el EULA (Contrato de licecnia para el usuario final), pautado por cada fabricante.
Está prohibido vender, alquilar o ceder gratuitamente copias de estas fuentes a terceros así como hacer modificaciones.

¿Qué es una licencia o un derecho de uso de fuentes?
El usuario tiene el derecho de utilizar las fuentes bajo un acuerdo de licencia que tiene establecido cada fabricante de tipografías.
Se podrá utilizar la tipograía tantas veces como sea necesario siempre y cuando el usuario no incumpla el contrato. En dicho caso el otorgante de dicha licencia podrá reaccionar y retirarle su uso.
La licencia otorgará al usuario el derecho de unas fuentes perfectamente definidas en un número determinado de CPU’s y ubicaciones.

¿Qué se considera ILEGAL?
Se considera ilegal el software de fuentes en los siguientes casos:
  • Si no se posee factura de las licencias de las fuentes.
  • Modificar* las fuentes sin consentimiento y autorización del licenciatario.
  • Fusionarlo con otros programas.
  • Vender, alquilar o ceder las fuentes compradas.
  • Instalar las fuentes en un número superior de ordenadores al indicado en la licencia o factura.
*Modificar: cambiar el nombre de la fuente, cambio del formato, modificar el trazo original.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los blogs se alimentan de comentarios